La defensa está en los genes 

La defensa está en los genes


Los países nórdicos tienen el uso más bajo de antibióticos de Europa y del mundo. La razón es que estos países cuentan con una larga tradición de evitar el uso de antibióticos para prevenir enfermedades. Desde el principio, hemos incluido rasgos de salud en nuestro índice de Mérito Total. El resultado es que nuestras vacas necesitan menos antibióticos, pues en sus genes llevan una defensa natural contra las enfermedades. 

Vamos derecho al grano


En los países nórdicos tenemos una base de datos central, donde los veterinarios y los podólogos registran todas las enfermedades clínicas que encuentran en cada vaca. Registrando el caso preciso, en vez de guiarse por rasgos correlacionados, los valores genéticos se tornan mucho más fiables. Por ejemplo, en los países nórdicos, registramos la mastitis clínica, mientras que en la mayoría de los países se utiliza el recuento de células somáticas como indicador. La correlación entre el recuento de células somáticas y la mastitis clínica es solo de 0,6, lo cual significa que no es el mismo rasgo. Lo mismo pasa con el índice de Salud de la Pezuña y el índice para "patas y pezuñas", donde la correlación es aún más baja: solo el 0,25, lo cual significa que solo una vez en cuatro, Ud. obtendrá una mejor salud podal si solo confía en el índice para "patas y pezuñas".
El gráfico demuestra que al registrar el mismo incidente que se busca mejorar, se va directo al grano. Usando solo un rasgo correlacionado, tal vez se llegaría eventualmente, pero mucho más despacio.

La selección como parte de la solución


Aunque la heredabilidad de los rasgos de salud puede ser más baja comparada con otros rasgos, como los de producción y conformación, se ha podido probar que existe suficiente variabilidad genética dentro de la población. Hay suficiente información al respecto para poder demostrar que la incidencia de problemas de salud es considerablemente más baja en toros probados con índices favorables para el rasgo de salud específico. Con la misma gestión, algunas vacas tendrán problemas de salud, otras no. Además, algunas vacas se recuperarán más rápidamente, mientras que otras tendrán problemas de salud recurrentes y más graves.  

Mientras que una buena gestión y mejoras medio ambientales son soluciones importantes a corto plazo para los problemas de salud en su rebaño, la genética puede representar una solución a largo plazo, y una que no cuesta ningún esfuerzo. Ud. solo debe enfocarse en los rasgos importantes de salud como parte fundamental de su estrategia de selección, seguir el plan y confiar en el NTM (el índice Nórdico de Mérito Total).

Los toros VikingDefence™ tienen rasgos muy fuertes para los genes de salud y todos tienen un NTM alto. De esa manera, puede estar seguro de lograr el equilibrio perfecto entre todos los rasgos de importancia económica. 

Una inversión a largo plazo 

Cuando Ud. invierte en una mejor salud de sus vacas, está invirtiendo en el futuro de su rebaño. Así tendrá menos casos de enfermedades en cada generación y la inversión será cada vez más redituable, pues la mejora genética que puede lograr es permanente y aumentará a través de las generaciones.